Tratamiento farmacológico para la diabetes, lo que necesitas saber

La diabetes es un problema de salud importante para muchas personas en todo el mundo. Disminuye la calidad de vida y, en muchos casos, también puede acortar la propia vida. La buena noticia es que cuando se reconoce la gravedad de ser diabético y se toman los pasos correctos para controlarla, se hace todo mucho más liviano y nos podemos olvidar de los principales problemas de esta, aunque seguirán existiendo, simplemente se reduce su incidencia.

La diabetes es un trastorno del metabolismo, significa que se altera la forma en que nuestro cuerpo utiliza los alimentos digeridos para el crecimiento y la obtención de energía. La diabetes está asociada con complicaciones a largo plazo que afectan a casi todas las partes del cuerpo. La diabetes es ampliamente reconocida como una de las principales causas de muerte y discapacidad en los Estados Unidos.

las-sulfonilureas-y-glinidas-en-la-diabetes

El tratamiento médico convencional

La insulina fue el primero y sigue siendo el principal medio de tratamiento para la diabetes tipo 1 y se administra por inyección subcutánea. Este método es necesario ya que la insulina es destruida por las secreciones estomacales cuando se toma por vía oral. Las inyecciones de insulina se deben equilibrar con las comidas y las actividades diarias, y los niveles de glucosa deben ser estrechamente monitorizados mediante pruebas de azúcar en la sangre con frecuencia. Muchos diabéticos necesitan inyectarse insulina una vez al día, mientras que otros requieren de dos o más inyecciones. El tiempo normal para una dosis de insulina es antes del desayuno. La dosis es inicialmente establecida de acuerdo a la severidad de la condición, pero a menudo tiene que ser reevaluada conforme la propia condición cambie en la misma persona.

 

Medicamentos para la Diabetes Tipo 2

La metformina es a menudo el primer medicamento que se aconseja para la diabetes tipo 2. Trabaja principalmente mediante la reducción de la cantidad de glucosa que tu hígado libera en el torrente sanguíneo.

Las sulfonilureas, por ejemplo, glibelclamida, gliclazida, glimerpirizida, glipizida, gliquidona, aumentan la cantidad de insulina producida por el páncreas. También hacen que las células del cuerpo sean más sensibles a la insulina de manera que más glucosa es absorbida en la sangre.

 

Tipo 1 (diabetes mellitus insulino-dependiente)

La diabetes tipo 1 se trata con terapia intensiva de insulina. Este tipo de tratamiento está diseñado para lograr niveles de azúcar casi normales mientras se mantienen los episodios de azúcar en sangre bajos (“reacciones de insulina”) a un mínimo. La terapia con insulina incluye:

 

  • Múltiples inyecciones diarias de insulina (la flexibilidad es importante!).
  • Uso de plumas de insulina
  • Uso del nuevo tipo de insulina: Humalog (de acción muy rápida), la cual sustituye a la insulina regular.

 

Medicamentos para la diabetes generales

Sulfonilureas: gliburida (Micronase, Diabeta) y glipizida (Glucotrol)… Son medicamentos tradicionales, baratos, fáciles de tomar y funcionan bien con mucha gente. Estimula la secreción de insulina del páncreas. El problema es que no siempre se logra conseguir que el azúcar en la sangre alcance niveles normales y pueden causar niveles de azúcar bajos.

Biguanidas: La metformina (Glucophage), se utilizan en Europa desde hace muchos años. Disminuyen la producción de azúcar por el hígado, lo que contribuye a estabilizar los niveles elevados de azúcar en la sangre. Funciona bien con insulina. El problema es que puede causar malestar gastrointestinal en algunas personas y no se puede utilizar si tienes problemas cardíacos o renales graves.

Las personas con diabetes experimentan muchas complicaciones graves a largo plazo. Estas complicaciones afectan a prácticamente todas las partes del cuerpo como los pies y las piernas hasta a los órganos internos.

La diabetes es una enfermedad en la cual el cuerpo no produce o no utiliza adecuadamente la insulina, por lo tanto le corresponde a usted y a su médico aprender a manipular las funciones de tu cuerpo correctamente para compensar o minimizar las complicaciones de la diabetes no controlada. Con un control adecuado todavía se puede vivir una vida larga y saludable, pero también ayuda ser un fanático acerca de cómo controlar tu diabetes.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.