La ingesta de arroz blanco aumenta el riesgo de diabetes tipo 2

Se ha demostrado en un reciente estudio la relación directa entre la ingesta regular de arroz blanco y la aparición en el paciente de diabetes de tipo 2. Este experimento es uno de los muchos que se está llevando a cabo en relación a determinados alimentos que se consideran peligrosos o potencialmente de riesgo para la aparición de un tipo de diabetes.

Con la noticia del aumento considerable e imparable de pacientes con diabetes, amenazando en convertirse en pocos años en una pandemia mundial, todas las organizaciones relacionadas con la medicina y la salud están llevando a cabo ciertos experimentos de prevención para conseguir unir todos los factores existentes que pueden provocar la diabetes. Uno de ellos, como se ha insistido tantas veces, es el de la alimentación.

Las carnes rojas, la bebida gaseosa, lácteos, etc. siempre han sido identificados como potencialmente peligrosos, pero tras el estudio en cuestión, el arroz blanco entra dentro de esta catalogación.

El estudio

Este estudio ha sido organizado en esta ocasión por la Escuela de Salud Pública de Harvard y posteriormente dado a conocer de forma pública por la Revista Médica Británica y la cadena de televisión BBC.

En él se investigaba a 352 mil individuos provenientes de zonas geográficas distintas como China, Japón, Estados Unidos y Australia. La edad de los voluntarios comprendía entre los 4 y los 22 años de edad.

Al principio del estudio, ninguno de ellos tenía diabetes. Tras el mismo, 13 mil 284 casos presentaban de forma positiva en el organismo la diabetes de tipo 2.

Consecuencias del arroz para la diabetes

Como conclusión, se considera que una porción regular de 158 gramos de arroz blanco incrementa las posibilidades de padecer diabetes de tipo 2 en un 10% con una clara predisposición en mujeres frente a hombres.

La razón de este aumento de probabilidad de padecer diabetes se debe a que el arroz blanco es un carbohidrato y una de sus propiedades es que se convierte rápidamente en azúcares. Este proceso, conocido médicamente como Índice Glucémico (IG), hace que se disparen los niveles de glucosa en sangre de una forma repentina.

Como medidas  preventivas o alternativas a la ingesta de arroz blanco, se recomienda sustituirlo por uno de tipo integral o que contenga propiedades de fibra, magnesio y vitaminas en su composición, lo que ayudará a quemar más rápidamente la grasa y reducir el riesgo de tener más azúcar en la sangre.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.