7 Consejos para el Cuidado del Pie Diabético

 

Si tienes información sobre la diabetes y cómo manejar tu condición, es de vital importancia para tu bienestar. Si no cuidas tus pies corres el riesgo de desarrollar úlceras o infecciones que pueden, en el peor de los casos, conducir a amputaciones. Como le pasó a mi abuelo. Reduzca los riesgos de infección o amputación mediante la incorporación de estos 7 consejos para el cuidado del pie…

7 Consejos para el Cuidado del Pie Diabético

1 ) Revisa tus pies todos los días – especialmente si tienes sensibilidad baja o ninguna sensibilidad en los pies. Llagas, cortes y rasguños pueden pasar desapercibidos y  podrían desarrollar problemas que conducen a amputaciones.

2 ) No vayas por ahí descalzo, incluso en el interior de la casa. Es fácil pisar algo o tropezarte los dedos y cortarte. Protege tus pies con medias y zapatos.

3 ) Ten cuidado si tienes callos o callosidades. Consulta con tu médico o podólogo cual es la mejor manera de cuidar de ellos.

4 ) Lávate los pies diariamente con agua tibia, y no caliente. Y no sumerjas los pies (incluso si has estado de pie todo el día), ya que podrías secar la piel y formar grietas o llagas.Pie Diabético

5 ) Ten mucho cuidado de secar los pies completamente, especialmente entre los dedos. Estas son trampas de humedad natural – dejándolos húmedos o mojados pueden crear todo tipo de problemas.

6 ) Ejercita las piernas y los pies regularmente. Incluso cuando estás sentado, puedes rotar los tobillos, mover los dedos de los pies o mover las piernas hacia arriba y hacia abajo. Todos ellos mantienen la circulación de la sangre que fluye y ayuda a minimizar el riesgo de problemas en los pies.

7 ) Revisa tus pies profesionalmente, por lo menos una vez al año, para la sensibilidad y signos de algún problema. Generalmente, puedes arreglar esto cuando tú tienes tu chequeo anual para tus AC1 niveles (niveles de glucosa en la sangre durante un período de 3 meses), la presión arterial y el colesterol.

Ten constante cuidado con los pies. Busca ayuda de un familiar o profesional, doctor, enfermera o podólogo diabético si no puedes recortar las uñas o chequear presencia de heridas. Tomando estos simples concejos te ayudará a reducir el riesgo de problemas dolorosos.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.